Inicio»Blog»Las múltiples propiedades del Harpagofito

Las múltiples propiedades del Harpagofito

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
El poder del Harpagofito

El harpagofito es una planta medicinal con muchas propiedades y que se lleva utilizando a lo largo de la historia por sus potentes beneficios.

Su nombre científico Harpagophytum procumbens es una planta de la familia de las pedaliáceas que crece principalmente en el desierto de Kalahari y en Madagascar. Realmente es un arbusto que crece silvestre, sin necesidad de ser cultivado, en áreas arenosas de Sudáfrica, Namibia y Botsuana.

 

Es una planta medicinal, considerada durante mucho tiempo por sus propiedades especialmente antiinflamatorias.

Sus hojas son de color violeta carnoso y producen frutos conocidos como la garra del diablo debido a su forma de gancho. La parte utilizada como antiinflamatorio es principalmente la raíz, una raíz tuberosa.

 

Se han realizado muchos estudios para verificar sus propiedades y realmente se puede decir que tiene propiedades antiinflamatorias, calmantes y analgésicas principalmente, aunque tiene muchos más usos de los que explicamos a continuación.

Que es el harpagofito

 

¿Qué es el harpagofito y para qué se utiliza?

No es realmente un superalimento, pero es una planta que tiene propiedades medicinales que son muy interesantes para la salud. Los beneficios que podemos obtener son múltiples y muy diversos, pero principalmente han sido utilizados por los propietarios para reducir el dolor y la inflamación, aunque también podemos destacar otros usos como:

  • Tratamientos para enfermedades inflamatorias como la osteoartritis, la arteriosclerosis y las enfermedades reumáticas que ocurren con la inflamación, como la osteoartritis o la artritis.
  • Reduce la sensación de dolor, por lo que se usa para aliviar dolores musculares e incluso dolores de migraña.
  • Limpia y depura el riñón, por lo que es muy común en pacientes con enfermedades renales. Su consumo se recomienda, pues los medicamentos antiinflamatorios no esteroideos afectan el riñón.

 

Harpagofito como antiinflamatorio

Su uso generalizado como antiinflamatorio motivó diferentes estudios científicos para demostrar sus propiedades, de las cuales se pudo extraer la siguiente información:

Según numerosos estudios realizados principalmente por instituciones alemanas, se ha concluido que es eficaz en los tratamientos para la artritis, la dispepsia y la artralgia debido a su acción inflamatoria, por lo que se recomienda en el dolor reumático y de las articulaciones, ya que actúa sobre el principal problema y causa del dolor, la inflamación.

Puede reducir significativamente la sensación de dolor y, a su vez, puede mejorar la movilidad del área afectada sin efectos adversos. Por lo tanto, una práctica muy común es combinar su uso con el uso de otros antiinflamatorios para reducir las dosis de este último, ya que producen más efectos secundarios.

 

Harpagofito para el dolor de espalda

Después de varios estudios, ha sido posible verificar la efectividad del harpagofito para dolores musculares como el dolor lumbar, porque entre las propiedades sus propiedades podemos encontrar la inhibición del TNF alfa, que ejerce como mediadores intracelulares del dolor, por eso su efecto es similar a los antiinflamatorios químicos, ya que actúan bajo la misma respuesta del organismo.

Además, en otros estudios, se probó el uso de harpagofito como un inhibidor selectivo de la ciclooxigenasa y varias citocinas involucradas en la inflamación, por lo que su mecanismo de acción contra el dolor es inhibir ciertas sustancias relacionadas con los mecanismos corporales y el dolor.

 

Harpagofito para el dolor de estómago

También se utiliza en el tratamiento de problemas gastrointestinales. Su contenido en principios amargos le otorga esta propiedad, que se usa tradicionalmente en Sudáfrica, de donde es originaria.

Además, tiene una acción colerética que aumenta la producción de bilis mejorando la función digestiva. Estimula las papilas gustativas, que por acción refleja aumentan la producción de jugos gastrointestinales mejorando el apetito y reduciendo el estreñimiento.

 

Harpagofito como digestivo

Además de usarse para el dolor de estómago, el harpagofito es un regulador intestinal y digestivo que tiene una acción colerética que aumenta la producción de bilis, mejora las funciones digestivas, facilita la digestión y motiva la motilidad intestinal.

Además, su consumo estimula las papilas gustativas, lo que aumenta la producción de jugos gástricos que facilitan la digestión. La recomendación como preventivo para el estreñimiento es común, no es que sea laxante como tal el harpagofito, sino que al aumentar la producción de bilis y jugos gástricos las digestiones son más fáciles para el organismo y, por lo tanto, la defecación se vuelve más fácil y con menos incidencia de complicarse.

 

Harpagofito para los golpes

Es importante destacar que el harpagofito tiene una acción periférica, con respuestas musculares y vasculares, por lo que lo encontraremos en una gran parte de los productos indicados para golpes o contusiones. Su acción no produce efectos secundarios, por lo que está especialmente indicado en personas mayores o niños.

Podemos aplicarlo en cremas, que encontraremos con dicho principio activo o incluso aplicarlo en compresas frías.

 

Harpagofito para adelgazar

Como puede ver, el harpagofito tiene propiedades digestivas y también se dice que lo ayuda a perder peso. Aunque es cierto, no está orientado a un producto directamente para la pérdida de peso, pero es cierto que mejora el tránsito intestinal y también ejerce control sobre el apetito, lo que nos satisface notablemente.

Suscríbete a nuestra Newsletter

Suscríbete a nuestra lista de correo para recibir nuestras últimas noticias

×
1
Hola,
¿En qué podemos ayudarte?
Powered by